Esta es la única manera de encontrar oportunidades de inversión interesantes

Sí te ha gustado, compárteloShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

El mundo esta lleno de oportunidades de inversión. Están ahí, delante de nuestras narices, esperando a ser descubiertas.

Pero muy pocos tienen el olfato.

Ese es el objetivo de los empresarios e inversores.

Detectar aquello que está infravalorado allí, comprarlo barato y venderlo caro allá.

Como el caso de la maldición de Texas.

No se sabe porqué, de vez en cuando aparecía un líquido negruzco que mataba al ganado en los terrenos tejanos.

Nadie los quería. Estaban malditos. No valían nada. Los regalaban.

Hasta que un día, alguien dio utilidad a ese líquido, llamado petróleo, y los terrenos fueron muy valorados y dispararon su precio.

Algo que nadie quería, en otro «lugar» del mercado otros lo estaban demandando.

La maldición se convirtió en una bendición para los que supieron verlo.

En eso consiste los procesos del mercado. Ajustar los desajustes.

Conectar la oferta con la demanda a cambio de obtener un beneficio.

El afán de lucro es lo que hace que millones de personas se pongan al servicio de los demás. A resolverles sus problemas.

Sin lucro no avanza ni prospera la sociedad.

¿Pero que demonios hace falta para detectar esos desajustes y sacarles el mayor beneficio posible?

oportunidades-de-inversion

Cambia de gafas si quieres encontrar oportunidades de inversión

Antes de nada, debes tener claro que no hay ninguna inversión segura.

Todo es incertidumbre.

Quién te venda lo contrario, te está engañando.

El tan malvado mercado, como lo llaman algunos, somos nosotros mismos. Personas de carne y hueso.

Millones de ahorradores que ponen su dinero en fondos de inversión, de pensiones y demás activos financieros para obtener una rentabilidad.

Y cuando el mercado cae, corremos a vender. Y cuando el mercado sube, corremos a comprar.

Nosotros mismos, con nuestras acciones, movemos el mercado.

Y el comportamiento humano es volátil. No hay certezas.

Pues bien, cuando invertimos estamos gestionando la volatilidad del comportamiento humano.

Si tenemos claro esto, ya tenemos una gran ventaja respecto al resto.

Para batir al mercado, no puedes copiar al mercado

Si quieres ser mejor que la media, por lo menos, tienes que hacer cosas diferentes a la media.

Parece obvio y de sentido común, pero millones de personas todavía no lo han entendido.

Si hago lo mismo que mi vecino, ¿qué crees que me pasará?.

Que conseguiré parecidos resultados a mi vecino.

Pues en el mundo de las inversiones, pasa exactamente igual. Incluso acentuado.

Por una sencilla razón. Es un juego de suma cero.

Es decir, que para comprar tienes encontrar alguien dispuesto a vender. Y para vender, tiene que haber alguien dispuesto a comprar.

Si todo el mundo compra, porque algún gurú ha dicho que hay que comprar, el precio sube.

Y por el contrario, si todo el mundo vende, porque en la tele han dicho que todo está muy mal, el precio baja.

Esto que parece fácil, y de Barrio Sésamo, no lo hemos asimilado todavía.

Si estoy diciendo, que haciendo lo que hace todo el mundo, conseguiremos los mismos resultados.

¿Qué hay qué hacer entonces?.

Poner en duda SIEMPRE lo que opina el consenso. 

Ese es el punto de partida para encontrar buenas oportunidades de inversión.

Básicamente por dos razones:

  • Si queremos comprar a precios interesantes, para posteriormente vender caro y así obtener una buena rentabilidad, tenemos que encontrar activos infravalorados. Aquellos que nadie quiere. En los que nadie se fija y pasan desapercibidos. Por el motivo que sea, son negocios aburridos, no están de moda o son arriesgados. Da igual la etiqueta que le haya colgado la opinión pública. Son los que hay que analizar. Ahí están las gangas.
  • Si buscamos oportunidades de inversión en lo que está de moda, lo que dicen en televisión o los supuestos gurús, estate seguro que comprarás caro y eso significa escasa rentabilidad. Porque como dijo Kostolany, lo que sabe todo el mundo en bolsa a mí ya no me interesa. Es decir, ya no tiene valor. No hay margen de beneficio.

Debemos desarrollar el pensamiento de segundo nivel, como dice Howard Marks.

¿Qué es el pensamiento de segundo nivel?

Como te he dicho, para encontrar mejores oportunidades de inversión tienes que pensar de forma diferente.

Tienes que pasar del pensamiento de primer nivel, simplista y superficial, al pensamiento de segundo nivel, profundo, complejo y enrevesado.

Para entender como es cada tipo de pensamiento, voy a ponerte unos ejemplos:

  • El pensador de primer nivel diría «Se trata de una buena empresa, compremos acciones«. El pensador de segundo nivel, sin embargo diría: «Todo el mundo piensa qué es una buena empresa, pero en realidad no lo es. Está sobrevalorada. Hay que vender
  • Los pensadores de primer nivel dirían: » Estamos en crisis no es momento de invertir«. Mientras que los pensadores de segundo nivel gritarían: «Es el mejor momento para invertir. Puedes encontrar auténticas gangas.«

Escucharás cientos de frases de pensamiento de primer nivel al día. De todos los tipos, no solo de temas financieros.

Desde que pones la radio en el coche por la mañana, hasta por la noche viendo tu programa preferido.

Sin parar, una y otra vez. De tanto repetirlas llegamos a creérnoslas.

Cuando eres un pensador de segundo nivel, ves Matrix por todos lados. Tu manera de ver el mundo cambia.

Volviendo a la inversión, quiero dejar claro que no hay nada de malo en copiar al mercado.

De hecho, es una de las estrategias de inversión que recomiendo a las personas que me contactan, si no quieren complicarse la vida.

Pero si quieres obtener una rentabilidad superior al mercado, a la media, debes pensar diferente a la media.

Además de otros factores, por supuesto.

Como tener conocimientos de contabilidad, finanzas y aprender de los mejores.

Como resumen, me gustaría acabar con una frase de Warren Buffett que condensa perfectamente lo que quiero decirte:

«Sé temeroso cuando los demás sean avariciosos y sé avaricioso cuando los demás sean temerosos.»

Te asegurarás de comprar en el momento adecuado y de vender cuando toca.

Sí te ha gustado, compárteloShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

2 comentarios en “Esta es la única manera de encontrar oportunidades de inversión interesantes”

  1. Hola.. Hace un tie,po mi papa que ya es mayor logro ahorrar algo de dinero. Me gustaría ayudarlo a invertir en algo que le de algo de ganancia, él ha pensado en meterlo al banco y ahorrarlo, pero el interés es nada.
    Que me puedes decir tu.? Soy de chile.

    Responder
    • Muy buenas Victoria,

      si tu papa necesita esos ahorros para vivir en el corto plazo, le recomendaría que tuviese la mayor parte en liquidez. Depósitos, cuentas remuneradas, etc.. Aunque de poca rentabilidad, es lo más sensato.

      Sí no lo necesita y puede prescindir de esos ahorros en el horizonte de cinco a diez años, le recomendaría las acciones de empresas con ventajas competitivas, eso sí, compradas a buen precio.

      Para seleccionar estas acciones el mejor método es el value investing. En este artículo puedes encontrar algunos libros útiles.

      https://www.asesorfinancieropersonal.comfrancisco-garcia-parames/

      un saludo Victoria

      Responder

Deja un comentario

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies